Alimentación complementaria en el bebé prematuro

  • Los bebés prematuros son aquellos que nacen antes de la semana 37 de gestación, es decir, antes de estar preparados físicamente para ello, lo que puede conllevar algún problema para su salud.
  • No hay unas recomendaciones claras para la introducción de la alimentación complementaria para los bebés prematuros, por lo que cada caso hay que tratarlo de manera individual bajo la supervisión de un pediatra.
  • Es muy importante conocer la edad corregida del bebé, para saber cuándo podemos empezar a incluir alimentos sólidos en su dieta. La edad corregida se calcula restando a la edad cronológica el número de semanas nacidas antes de la semana 40 de gestación.


¿Qué es un bebé prematuro?

Los bebés a término nacen entre las semanas 37 y 42 de su gestación; sin embargo, algunos bebés nacen antes o después de estas semanas. Si el bebé nace después de la semana 42, se considera que es postérmino o posmaduro. Por otro lado, si nace antes de la semana 37 será prematuro. Los bebés a término suelen pesar alrededor de 3.17 kg, mientras que los prematuros pueden pesar alrededor de 2.26 kg o incluso menos [1] [2].

Estos bebés nacen antes de estar preparados físicamente para ello, y esto puede hacer que tengan problemas de salud ya que pueden no estar desarrollados del todo. Algunos de los problemas más comunes que pueden tener estos bebés son los siguientes: síndrome de dificultad respiratoria, displasia broncopulmonar, ictericia, apnea, bradicardia y retinopatía de la prematuridad. Para evitar estos problemas, es importante proporcionar al bebé los cuidados que necesita, ya que pueden requerir soporte para respirar, alimentarse y mantener su temperatura corporal y peso [1] [2].


Edad corregida

Hay varias edades que hay que tener en cuenta en los bebés prematuros para poder hacer un seguimiento de cómo va su desarrollo. Entre ellas está la edad corregida, que es importante utilizarla hasta los 3 años. La edad corregida se utiliza para saber qué edad tendría el bebé si hubiese nacido a término. Cuando el bebé es prematuro, al nacer no está desarrollado al 100% como puede estarlo un bebé a término. Por esto la edad corregida nos da una idea de si el bebé se va desarrollando correctamente.  Esta edad se calcula restando a la edad cronológica (desde su nacimiento) el número de semanas nacidas antes de la semana 40 de gestación. Por ejemplo, un bebé de 10 meses nacido en la semana 32 de su gestación, tendrá una edad corregida de 8 meses [3].


Alimentación complementaria

Cada bebé prematuro es único y, por lo tanto, tiene necesidades diferentes, por eso la alimentación puede variar de un bebé a otro. No hay una recomendación clara para la alimentación de los bebés prematuros, pero las pautas deben ser diferentes a las de un bebé nacido a término. En los bebés prematuros es importante reconocer las señales que indican que el bebé está listo para empezar a introducir nuevos alimentos en su dieta. Para esto es muy importante saber la edad corregida del bebé, ya que esto nos dará una aproximación de cuándo debemos empezar a incluir alimentos sólidos a su dieta [4].

Una edad apropiada para empezar la alimentación complementaria puede ser a los 6 meses de edad corregida o, en algunos casos, incluso a los 4 meses. Sin embargo, la base de evidencia científica disponible para esto es limitada, y debe consultarse con el pediatra y valorar cada caso individualmente.  Los alimentos se introducirán igual que en un bebé nacido a término, pero teniendo en cuenta que los prematuros tienen mayor riesgo de padecer déficits de algunos micronutrientes esenciales, tales como la vitamina D o el hierro, por lo que se recomienda incluir alimentos ricos en ellos y consultar al pediatra por si fuese necesario administrar algún suplemento [4].

En este ámbito, la industria alimentaria infantil está respaldada por equipos expertos en nutrición que trabajan a diario para desarrollar y mejorar productos específicos para cada bebé.


AVISO IMPORTANTE: La lactancia materna es el mejor alimento para el bebé. Te recomendamos que consultes con un profesional de la salud sobe el cuidado y la alimentación de tu hijo.


[1] Kaneshiro NK. Bebe prematuro. Mediline plus. 2018. https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/001562.htm

[2] Healthy children. Caring for a Premature Baby: What Parents Need to Know. American academy of pedriatrics. 2019. https://www.healthychildren.org/English/ages-stages/baby/preemie/Pages/Caring-For-A-Premature-Baby.aspx

[3].Committee on fetus and newborn. Age terminology during the perinatal period. American academy of pedriatrics. 2004; 114(5) https://pediatrics.aappublications.org/content/pediatrics/114/5/1362.full.pdf

[4] Fernández-Vegue M. RECOMENDACIONES DE LA ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE PEDIATRÍA SOBRE LA ALIMENTACIÓN COMPLEMENTARIA. AEP. 2018 https://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/recomendaciones_aep_sobre_alimentacio_n_complementaria_nov2018_v3_final.pdf

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *